Tu primera Mazmorra

Hoy toca continuar con la serie de posts en los que expandimos en las únicas tres cosas que tienes que preparar antes de empezar a dirigir una campaña.

El lunes pasado ya hablamos de como hacer un pueblo, así que esta semana vamos a tratar de hacer una mazmorra interesante y divertida sin liarnos demasiado.

Lo primero, vamos a dejar claro a que me refiero con mazmorra. Una mazmorra no tiene por que ser una tumba o un templo abandonado, ni  unas minas o complejo de cuevas. Por no tener, no tiene que ser ni un entorno cerrado. En este articulo, vamos a referirnos a una mazmorra como el lugar (o conjunto de lugares) donde van a suceder las cosas interesantes y peligrosas de tu partida. 

Es la cueva donde los goblins han llevado a la hija secuestrada del herrero, es el extraño asteroide que ha empezado a orbitar la luna, es el bosque encantado del que nacen las misteriosas brumas y es el pueblo cuyos habitantes se han desvanecido sin dejar rastro.

Al ser un concepto tan diverso, los detalles de como hacer una mazmorra varían muchísimo de mazmorra a mazmorra, pero aquí van unos consejos que se pueden aplicar a (casi) todas la situaciones.

El Tema:

Cuando una mazmorra tiene un tema  bien elegido, se expresa en todos sus elementos y se refuerza de la forma adecuada, pasa a ser memorable. Y memorable es la mejor cosa que pueden decir de una partida de rol.

A que me refiero con tema. El tema es la idea que hay detrás del escenario. Es la herramienta que vas a utilizar para desarrollar la trama. El tema de la guarida de un transmutador loco puede ser la perdida de la humanidad, mientras que el tema detrás de unas montañas infestadas de goblins puede ser la avaricia. Puede ser tan complejo o sencillo como te apetezca, y aunque este es un principio aplicable a escribir aventuras enteras, en mi opinión brilla especialmente en las  mazmorras, por que al ser escenarios diseñados para ser muy densos en encuentros temáticos, te permiten explorar mas facetas del tema.

El tema te permite acotar que tipos de conflictos y obstáculos puedes poner para que tus personajes superen. Una victima terriblemente mutada en la guarida del transmutador puede suplicar a los Personajes que le salven mientras trata de controlar al Mr Hide que sus mutaciones han causado. El hombre inocente sigue dentro… ¿pero por cuanto tiempo? O un pasaje en las montañas puede estar bloqueado por un grupo de goblins discutiendo como repartirse el botín.

Enemigo temático: 

Habrá quien no este de acuerdo conmigo en esto, y diga que un enemigo temático solo hace la mazmorra mas repetitiva y aburrida, pero yo no podría estar mas desacuerdo.

Un enemigo temático no solo te permite subrayar el tema elegido (el que mas humanidad ha perdido es el transmutador mismo, y los goblins son avariciosos por naturaleza) sino que hará que los personajes tengan unas expectativas con las que puedes ir jugando conforme avance la aventura.

Pequeñas variaciones en las situaciones y los tipos de enemigos te pueden permitir contar mucho sobre el lugar en el que esta sucediendo la aventura sin necesidad de decirlo explicitamente.

Además, concentrarte en un enemigo temático hará mucho mas emocionante y memorable cuando les plantes un encuentro con una criatura diferente. Mascotas, monturas, prisioneros o incluso enemigos naturales del enemigo predilecto pueden ser buenas formas de darle algo de variedad adicional al tema.

Objetivos:

Tus personajes tienen que tener objetivos claros en tu mazmorra. Las misiones que piden cosas muy concretas son mucha mejor forma de mandarles a enfrentarse al peligro que algo vago como “Explora estas ruinas” o “Acaba con todas las alimañas”.

Es mas entretenido si lo que mueve a tus personajes dentro de la mazmorra es algo muy definido en el resultado pero abierto en la realización. Así podrán ser creativos en como solucionarlo. Una misión que implique recuperar un objeto puede ser planteada como un robo de guante blanco o como una matanza, dependiendo lo que les apetezca a tus jugadores.

Por supuesto, cabe destacar que no todas los objetivos tienen que ser los dados por las misiones y no todas las mazmorras tienen que revelarlos desde el principio. Una misión de “Limpiar las catacumbas de alimañas” puede convertirse en algo mucho mas personal si el paladin del grupo descubre que un piso mas abajo hay una infestación de demonios.

Los trasfondos e historias personales de tus personajes son una forma excelente de hacer que una mazmorra gane un giro interesante.

Tesoro: 

El tesoro es una parte clave de una mazmorra. No solo por que los jugadores aman encontrar tesoro. El tesoro es otra herramienta para terminar de contar la historia de tu mazmorra.

Esta herramienta sirve sobretodo para matizar y apuntalar cabos sueltos en la narrativa que estabas tratando de construir. Puede ser algo tan obvio como unas notas escondidas entre el libro de hechizos del transmutador explicando sus motivaciones, o tan sutil como descubrir la espada de un antiguo compañero en manos de uno de los cuerpos de los goblins.


 

No olvides que la mazmorra es donde mas tiempo van a pasar tus personajes durante la aventura, así que dedicarle tiempo y pensamiento es algo que no va a caer en saco roto.

Un ultimo consejo, si no sabes que forma debería tener un antiguo templo o un castillo o un complejo de minas, simplemente copia planos de las versiones reales y haz las modificaciones pertinentes. Una búsqueda rápida en google y estás servido.

 

Advertisements

2 thoughts on “Tu primera Mazmorra

  1. Puede que llegue un poco tarde, pero bueno, qué más da, bueno, al ajo, que a todo esto de las mazmorras, yo, rolero online y master novato a fuerza (por culpa de mi primo, el típico master de Vampiro) lo que yo hago para una aventura (que por cierto aún no hemos empezado a jugarla) es coger una mazmorra de Dysonlogos.blog y ya luego hago una idea de la trama y unos días antes la desarrollo un poco más y antes de empezar la sesión me apunto como una ideas para cuando pregunten a NPCs que no tienen nada que ver con la aventura, normalmente son cosas muy mundanas y son cosas bastante conocidas (por ej. un descuartizamiento anónimo en mitad de la calle, todos saben que han descuartizado a alguien, pocos saben a quien han descuartizado y muchos menos tienen cosas que sean interesantes).

    Un saludo, Bonifacio

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s