De malas partidas y buenas reflexiones

La partida que dirigí este viernes fue decepcionante.

Salio mal. No veía a los jugadores metidos, las descripciones no acababan de hacer click, había resoplidos de frustración en la mesa, conversaciones cruzadas durante lo que se suponía que debía ser la gran batalla final de la campaña.

Los heroes habían descendido hacia el interior de un complejo arcadio persiguiendo a 3 esqueletos llameantes, paladines y heraldos de un dios primigenio del fuego. Portaban con ellos un poderoso artefacto que querían utilizar para, en ultima instancia, destruir el mundo tal y como se le conoce. Y los personajes querían detenerles.

La batalla sucedió sobre un vacío cruzado por estrechas pasarelas sin barandilla. Lo que se suponía que tenía que ser un desafío táctico acabo con unos personajes atascados en un pasillo estrecho sin posibilidad de actuar.

La escolta del gran villano hizo mas por aguantar los golpes que por dañar a los heroes mientras el jefazo absorbía el poder de su dios y crecía en tamaño y poder. La batalla no esta ni de cerca acabada, pero se acercan las 12 y hay gente que tiene que marchar. Cortar una batalla epica a la mitad con una semana de vida adulta y estudios no suele ser buena idea…

Y entonces una jugadora hace la fatídica pregunta:

“Oye y estos… ¿Por que quieren destruir el mundo?”

Y ahí es cuando la situación se me echa encima como un cubo de agua helada. Todas las pistas y referencias que había ido soltando por el camino no habían cuajado. No se habían enterado de nada y yo había fracasado como narrador.

Empezamos a recoger, por que ya se ha hecho tarde para algunos mientras pesco entre mis jugadores opiniones de por que no se han enterado de nada. Sus respuestas son útiles y pertinentes, pero las inseguridades que todos llevamos dentro empiezan a agaloparse en mi mente. Has arruinado la campaña. Eres un director pésimo. Que haces escribiendo artículos si no eres capaz de ponerlos en practica. Has fallado a tus jugadores. 

Son viejas amigas, nada que no haya pensado ya mil y una veces. Y nada que un fin de semana en la playa en buena compañía no me haga olvidar, o al menos acallar.

Esto sucedió el viernes, y este post lo escribo el domingo, con la perspectiva de quien ha pasado un día enfriando la cabeza sobre el tema. Y lo escribo sobre todo como una forma de obligarme a mi mismo a recordar una lección que parece que tengo que aprender de nuevo cada vez que tengo una mala sesión.

Todo el mundo tiene malas partidas. 

Todo el mundo tiene días en los que la mesa no esta en la misma longitud de onda, en la que no se encuentran inspirados. Todo el mundo tiene tramas que saben a poco o directamente decepcionan, noches en las que las descripciones son confusas, las peleas aburridas y los npcs olvidables.

Y no pasa nada. Es una oportunidad para aprender de los errores que se hayan podido cometer, corregir tus puntos flacos y demás…

También es un gran recordatorio de los peligros de supeditar tu diversión al entretenimiento de otras personas. Cuando estas dos cosas están tan estrechamente ligadas como en nuestro hobby, un jugador distraído por su propia vida, o con un mal día a las espaldas puede arruinarte tu percepción de una sesión, incluso sin que sea culpa tuya.

Tras un fin de semana de reflexión sobre este tema y esta partida, ya tengo un par de ideas de como solucionar y corregir los errores que lastraron la anterior.  Las siguientes serán mejores.

Siempre hay una siguiente sesión.

Advertisements

One thought on “De malas partidas y buenas reflexiones

  1. Quizás deberías al principio de cada partida preguntar a los jugadores que te resuman todo lo anterior. Si algo se les escapa es que bajo su entendimiento no es importante. También decir que quizás ese día estén un poco desligados a la partida. No se las circunstancias de cada uno, si tienen que trabajar, exámenes, etc. Pero esto no es sinónimo de tirar la toalla sino de todo lo contrario, de aprender de los errores y tenerlo en cuanta en futuras partidas. Un saludo y ánimo, TurinDM.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s